martes

Miro mi estrellita egipcia: está bien pegada. La habíamos comprado juntos. Estaba toda penetrada de ternura, del azul del cielo. Allí está frágil y desolada. La tomas en tus manos y lloro. Ya no recuerdo donde guarde el collar barato que me habías regalado al cumplir los cuarenta. A mi alrededor, todos los objetos, todos los muebles, han sido rasgados por un ácido. No queda otra cosa que un esqueleto, desquiciante.No tiene importancia, en serio, no tiene importancia. Crecieron un montón las flores, los arboles: es primavera aun. No hay valor del dolor de otro en ninguno de nosotros, te duele a vos, fijate que podes hacer con eso. No es egoísmo  es sentido común  a mi también me duele, pero no digo nada en voz alta para ver si el olvido es un ejercicio de la memoria o de la audicion.El río del tiempo, las erosiones de la vidas a las aguas de los ríos, eso es, erosión de sentir por las aguas del tiempo.

viernes


Allí de pie, solo,
el barco está esperando.
Todos los sistemas se van.
-¿Está seguro?
El control no está convencido,
pero el equipo
tiene la evidencia.
No hay necesidad de abortar.
Empieza la cuenta regresiva.


Mirando en un estado de trance,
el equipo es seguro.
No hay nada dejado al azar,
todo está funcionando.
Tratar de relajarse,
en la cápsula.
"Envíame un trago"…
chistes del Mayor Tom.
El recuento continúa.


4 3 2 1
Tierra debajo de nosotros,
a la deriva, cayendo,
flotando ingrávido,
llamando a llamar a casa.


En  la segunda etapa es que ocurre.
Ahora estamos en órbita,
Estabilizados.
Ejecución perfecta.
A partir de recoger
datos solicitados.
"¿Cuál será el efecto
cuando todo esté hecho? "
piensa el Mayor Tom .



De vuelta en el control de tierra,
hay un problema.
-"Ir a los cohetes llenos".
No responde.
-"Hola Major Tom,
está recibiendo?
Gire los propulsores.
Estamos a la espera. "
No hay respuesta.

Fue entonces cuando lo vio. Una luz roja, parpadeando constantemente. Es inquietante.  

4 3 2 1
Tierra debajo de nosotros,
a la deriva, cayendo,
flotando ingrávido,
llamando a llamar a casa.


A través de la estratosfera,
un mensaje final.
"Dar mi esposa mi amor."
Luego... nada más.


Muy por debajo de la nave,
el mundo está de luto.
No se dan cuenta,
que está vivo.
Nadie entiende
lo que el Mayor Tom ve.
Ahora los comandos de luz
“esta es mi casa ...”
Estoy volviendo a casa.



En un último gesto de desafío, el Mayor Tom se volvió hacia la ventana de la nave. A través de ella, vio a la media de la Tierra en la sombra. Extendió la mano, pero era demasiado lejos. Un hilo de voz llegó a través de la radio, "¿Estás ahí Mayor favor responder?". Él quería responder, quería que pulsar el botón com, quería decirles que estaba bien. Él no era, pero eso fue otro punto completo. Simplemente no podía, sin embargo. No podía obligarse a apartar la vista de la Tierra, la bella Tierra. Su casa.

Se sentía el último de deslizamiento de oxígeno de la nave de distancia, y exhalado a sabiendas de que nunca dibujaría otro aliento. Mientras la oscuridad se llena de los bordes de su visión, el Mayor Tom sonrió. Él se iba a casa.

martes

La presión interna sube cuando el mundo exterior bloquea toda posibilidad de actuación.
Podría ser la explicación.
Como ser-en-falta.
Sólo que las explicaciones no sirven de nada, ya que cada interpretación, cada intento de comprensión queda anulada por una sola frase: demasiado tarde.
Todo. A medias.
Verdad a medias.
Y verdad a medias también la falta de contradicción.
Como ser-sin-falta.
Verdad a medias la expresión con que le acaricia el pelo.
Verdad del todo, sólo las lágrimas.